Eliminar palabras sobrantes y arreglar el final:

 

En este texto, además de añadir palabras, que de 302 hemos hecho pasar a 381, hemos modificado las últimas frases: de las tres oraciones con que el autor cerraba genialmente este cuento, hemos hecho dos, cambiándoles la sintaxis, con lo que se ha perdido la espléndida cadencia final. Intenta recuperarla y detectar las palabras que sobran.

 

Además de reescribir el texto, se te pedirá que expliques por qué has desechado tal o cual palabra. No hará falta mencionar cada término exhaustivamente, tan solo aquellos puntos que te parezcan relevantes para poner en común nuestros criterios. Objetivo: que aprendamos entre todos la difícil técnica del “decir más con menos”.